Da México primeros pasos en política contra obesidad

La ALIANZA POR LA SALUD ALIMENTARIA —de la que El Poder del Consumidor es parte— reconoce que el Poder Legislativo, a través de los impuesto aprobados a bebidas y alimentos, y el Poder Ejecutivo, a través de la Estrategia Nacional para la Prevención y Control del Sobrepeso, Obesidad y Diabetes (ENSOD), están presentando por primera vez una política más integral para el combate a la obesidad y la diabetes.
• Con impuesto a refrescos, chatarra y las regulaciones a publicidad y etiquetado, se dan los primeros pasos en política contra obesidad, reconoce la ALIANZA POR LA SALUD ALIMENTARIA —de la que El Poder del Consumidor es parte.
• Exige recursos suficientes para la Estrategia y para bebederos en escuelas y espacios públicos.
• Demanda una política agroalimentaria que garantice la seguridad y soberanía alimentaria y la defensa de la dieta mesoamericana. 
La ALIANZA POR LA SALUD ALIMENTARIA considera que esta política será efectiva en cuanto se vayan ampliando y fortaleciendo las regulaciones contenidas en la ENSOD.
Con el establecimiento de un impuesto a bebidas azucaradas y alimentos altos en calorías, con el inicio de la regulación de la publicidad de alimentos y bebidas dirigida a los niños, con el desarrollo de un etiquetado que distingue las mejores opciones en cada categoría de alimentos y con una regulación obligatoria a los alimentos y las bebidas en las escuelas, el gobierno está dando los primeros pasos para combatir la epidemia de obesidad y diabetes, estableciendo una política más integral.
 
La ALIANZA POR LA SALUD ALIMENTARIA llamó a destinar recursos suficientes para la ENSOD en el presupuesto de 2014, tal como lo declaró el presidente Enrique Peña Nieto durante la presentación de la estrategia, además de destinar recursos para la instalación de bebederos de agua, con sus sistemas de purificación en todas las escuelas públicas de educación básica y en los espacios públicos de las comunidades más marginadas del país.
Sobrepeso 
La propuesta de un impuesto a las bebidas azucaradas y a los alimentos altos en calorías ya ha llevado a las refresqueras a declarar que desarrollarán porciones menores y libres de calorías, y a una importante procesadora de alimentos a comunicar que bajará la densidad calórica en varios de sus productos. Estas primeras reacciones, incluso antes de que fueran aprobados los impuestos, dejan ver que las medidas fiscales tienen un efecto positivo inmediato.
 
Miembros de la ALIANZA POR LA SALUD ALIMENTARIA, como la Red por los Derechos de la Infancia en México (Redim) y El Poder del Consumidor nos congratulamos de que se establezca una regulación a la publicidad de alimentos y bebidas dirigida a la infancia reconociendo que la autorregulación empresarial, el conocido código PABI, no funcionó.
 
Sin embargo, señalamos que esta regulación debe ampliarse a otros medios de mercadeo, comprender a niños menores de 16 años y prohibir el uso de promociones y personajes populares, sin dejar de reconocer que este es un paso muy importante.
Las organizaciones civiles han venido demandando que se establezca el etiquetado del semáforo que indica a través de los colores verde, amarillo y rojo si un producto tiene bajas, medias o altas concentraciones de azúcar, grasas y sal. Sin embargo, reconocen como un primer paso el que se establezca un etiquetado voluntario, propuesto por el Instituto Nacional de Salud Pública, que permitirá a los consumidores reconocer cuáles son las mejores opciones en diversas categorías de productos, convencidos de que este etiquetado también contribuirá a la reformulación de los productos.
 
Como parte de estas regulaciones, aunque no está presente en la estrategia gubernamental, se espera la publicación de la regulación que se aplicará a los alimentos y bebidas al interior de los planteles escolares de educación básica. Para la ALIANZA POR LA SALUD ALIMENTARIA es un paso muy importante el que se pase de recomendaciones a una regulación obligatoria en la confianza de que ésta al menos tendrá como base los criterios establecidos en los lineamientos.
 
La ALIANZA POR LA SALUD ALIMENTARIA explicó que esta política (impuestos, estrategia y alimentos en escuelas) es un primer paso muy importante en el combate a la obesidad y la diabetes que ha colapsado el sistema de salud pública del país. Señala que buscará que estas regulaciones se expandan y fortalezcan para modificar los condicionamientos sociales, el ambiente obesigénico que ha generado estas epidemias.
Entre las preocupaciones expresadas por la ALIANZA POR LA SALUD ALIMENTARIA sobre la ENSOD está:
 
• La falta de claridad sobre la asignación de recursos para la estrategia presentada como parte de los egresos proyectados para el 2014.
• La falta de una política y obligatoriedad para la instalación de bebederos de agua en las escuelas de educación básica y espacios públicos.
 
Por último, miembros de la ALIANZA POR LA SALUD ALIMENTARIA, El Barzón y la Asociación Nacional de Empresas Comercializadoras de Productos del Campo (ANEC) se pronunciaron por la necesidad de implementar una política económica y agrícola que garantice la producción de alimentos saludables con precios justos a los productores y consumidores.
 
Señalan que para garantizar la salud alimentaria se requiere de un claro compromiso de recuperar la soberanía alimentaria e impulsar una política de Estado de largo plazo para alcanzar la autosuficiencia alimentaria, con base en el fomento del potencial productivo de los pequeños y medianos productores y con un nuevo modelo de agricultura sustentable.
 
Es fundamental que se reconozca el derecho a la preservación de la biodiversidad de los maíces nativos mexicanos, así como la plena realización del derecho a alimentarse con productos locales, frescos y con respeto a las culturas alimentarias del pueblo mexicano. Ello exige, entre otras medidas, el establecimiento de una reserva estrategia alimentaria y la regulación del comercio exterior de alimentos a fin de proteger la producción nacional, impedir la especulación y prevenir el desabasto alimentario.

Tags: No tags

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *